17 mayo 2011

Los fantasmas atacan a españa: 0.Introducción

Dicen en el mundo del juego que la gran máxima para ganar es retirarse cuando uno va ganando. Hay, cómo no, mucha gente que lo aplica a otras esferas de la vida: hay quien deja ser el alma de la fiesta cuando consigue pareja, hay quien no vuelve a sudar la camiseta cuando le hacen un buen contrato en un club de fútbol famoso, y hay quien es muy crítico con el sistema, hasta que le dan los mandos. Por desgracia, en este último caso, visto cómo es el ciclo del bipartidismo, podemos sospechar que no es que se retiren cuando ganan, sino que sólo guardaban una pose mientras no controlaban el cotarro.

Esto viene a cuenta de una frase pronunciada por el profesor C. Cimadevilla en la universidad de madrid, durante las huelgas de estudiantes en el último periodo de la dictadura, que debería figurar en letras doradas en la plaza mayor de cada ciudad de españa:

Muchos aquí no están contra la policía, sino contra el color de la policía.


En aquel momento, la indignación de los asistentes fue ensordecedora. Años después, impresiona ver dónde están todos (o casi todos) los cabecillas del movimiento. No quiero extenderme con el asunto, pero les daré una pista: no los busquen en el anarquismo, el comunismo o cualquier otra ideología que fuera la de entonces. En efecto, su único problema con la policía es que iba de gris y no estaba a sus órdenes.

Este peñazo de introducción, aparte de introducir el nuevo lema de la casa, nos debe servir como aviso para navegantes ante una situación paralela, que refleja el lastimero artículo de uno de los padres de la constitución del 78 con motivo de estas elecciones. Por centrarnos en lo que dice Peces Barba, que repite el resto del psoe, es menester subrayar lo absurdo del argumento:

-Usted tiene que votar a nuestro partido aunque sea contrario a sus ideas, porque será peor para todos que gobierne el "Enemigo". Y digo yo, "Si quiere que le votemos, ¿por qué no hace el programa político que queremos?" (y después lo cumple). Porque a nivel nacional, y en muchos autonómicos (ojito a chaves reclamando "una universidad privada en andalucía"), este partido se dedica a hacer lo mismo que el otro, con sutiles diferencias en la velocidad, el calado, y sobre todo la pose.

Pero eso del "voto útil"... ¿qué tiene de útil votar contra lo que uno cree que es bueno? Antes al contrario, cuando se vota a un sistema bipartidista al "menor de dos males", se está estimulando a esos partidos a pasar del electorado y copiarse los programas de gobierno. Copiárselos del libro de la patronal, concretamente.

-Entonces, ustedes nunca podrán cambiar el sistema, si no forman una mayoría política. Es posible, pero como seguro que no se cambia el sistema es votando a quienes NO lo quieren cambiar. Por otro lado, el sistema no es tan tonto como para dejar abiertas las puertas a quienes podrían atacarlo. Por eso tener una minoría representativa (o varias) y activa es mucho más conveniente que sumarse al rebaño del inmovilismo esperando migajas. El sistema dispone de buenos medios para evitar su cambio:

Una ley electoral conveniente, con el apoyo de otras leyes auxiliares que puedan cocinarse (véase la ley de partidos), la alergia a los grandes cambios inherente a toda masa, el control sobre los principales sindicatos, y sobre todo, del trabajo constante de los grandes medios de propaganda: imprenta, radio, televisión y cine (la mayor parte de propaganda en el cine procede de las producciones corporativas estadounidenses, y no de las subvencionadas europeas, todo sea dicho). En internet, donde no existe esta total supremacía, los grandes políticos reconocen utilizar millares de agentes para contaminar otros medios con una masa crítica de opinión afín. En definitiva, lo que en el ámbito militar se suele llamar "ruido de inteligencia". Pero usado contra los propios electores.

Y cuando todo esto falla, por supuesto, siempre se recurre a la fuerza bruta.

Hasta hace una semana, todo el mundo parecía de acuerdo en el éxito de este sistema (o cualquier otro que no acierto a describir), vergonzoso frente a las movilizaciones de grecia, francia, islandia, la propia italia, o túnez, egipto o baréin. Sin embargo, las manifestaciones de este fin de semana "Democracia real ya" parecen haber abierto, en un solo día, una brecha apreciable en este sistema, hasta tal punto que se está viendo una clara toma de posiciones en muchos sectores de la sociedad, que indica que las movilizaciones han tocado un punto sensible. Análisis aparte merece todo lo que ha implicado esta jornada del 15-m, y sobre todo, lo que puede llegar a implicar el movimiento de seguir adelante.

No hay comentarios: