30 junio 2009

Fauna ibérica: la cobra


Hoy, queridos espectadores, hablaremos de uno de los más temibles animales que el turista puede encontrarse en la noche. Acecha en cualquier rincón de la fiesta, aguardando a su presa. Hablamos, de la cobra ibérica.

La primera referencia que nuestro equipo de investigadores de la fauna ibérica conoció vino de Cabanillas. En efecto, fue Charlie el primero que la mencionó. Pero al contrario que hoy en día, en aquella época la cobra era una maniobra ofensiva, y no de defensa. Dicho de otra manera, la cobra usaba su flexibilidad para buscar cualquier abertura en la defensa contraria, hasta poder clavar sus colmillos llenos de veneno en la presa. Como diría el abuelo Simpson, en aquella época a lo que ahora se llama cobra nosotros le llamábamos la avioneta.

Ataque en cobra vs avioneta: la visión de los clásicos


Sin embargo, en pocas semanas se multiplicaron los avistamientos. Todos ellos, la cobra como la conocemos hoy: una hábil maniobra de dispersión hecha con más o menos descaro. Los casos abundaban. Por fin la estrategia nocturna había desarrollado una táctica eficiente para defender los puertos de la doctrina del ataque relámpago. Lo cual, por otro lado, convertía el ataque relámpago en la doctrina operativa de moda, aunque menos eficaz. Pero esto es otra historia.

En fin, la cobra se ha instalado en nuestras vidas, y hay que convivir con ella. Es hija de nuestro tiempo. Pensemos por un momento en los grandes enamorados de la historia. Calixto, Romeo, Werther, yendo a machete a por su amada y siendo recibidos con una cobra de última hora. Difícil concebirlo sin un fondo musical de Bisbal o similares. Al menos en el caso de Werther, esta humillación sólo hubiera cambiado la historia ahorrándonos media novela insufrible y deprimente. Los otros dos, es inconcebible cómo hubieran reaccionado. Quizás con un guantazo y vuelta a empezar, vaya usted a saber. ¿Y Don Juan? No es verdad, ángel de amor... y la colega mirando a los labios de don Juan para poder mejor evadirlos. No. Los posmodernos dirán misa, pero parece que, sobre todo después de Bush, no es precisamente la épica el género que se ha extinguido (pese a que Michael Bay sigue luchando para lograrlo).


La última referencia la escuché hace unos días, en boca (o más propiamente en dedos) de una entrañable amiga cuyo anonimato mantendremos. Y curiosamente, fue la primera vez que tuve noticia de avistamiento de cobras masculinas (haberlas haylas, pero maldita quien lo reconozca). Al menos, se barruntaban en el ambiente: "a ver si a ... (la víctima en cuestión) voy a ir a saco con él y me va a hacer una cobra increíble y me va a dejar a cuadros". En el fondo, me dio cierta satisfacción saber que tampoco ellas están a salvo de la cobra ibérica.

Pronto, más noticias sobre fauna nocturna.

08 junio 2009

La "fiesta de la democracia": europeas 09

Lo único bueno de la cifra de participación en las elecciones estas, es que si calculo a ojo, puedo suponer que también aquí hay una mayoría silenciosa de lectores que no opinan en las encuestas (uno que es un optimista en el fondo). Más de la docena. Hala. Ahora le echo la culpa de todo a la crisis, a que Kaka se va al Madrid y a que la mujer de Berlusconi es una estirada, y todo resuelto.

Pero ahora, sandeces aparte, ¿Qué hemos aprendido de todo esto?

Primero: que la corrupción mola. Por eso el PP saca sus mejores resultados en Madrid y Valencia. Y hombre, como andaluz, en cierta manera me alegra. Porque después de años y años aguantando a todos los listillos de "jo, qué idiotas son los andaluces y los extremeños, que están los socialistas ahí robando y siempre les votan", ahora se ha visto claramente que si en Madriz no lo hacían, era porque aún no tenían una buena banda de corruptos a la que agarrarse. Por tanto, la corrupción está de moda, siempre. Al contrario que como dicen muchos, "las urnas nos declaran inocentes", más bien deberían ser todos "culpables por las urnas". Es decir, todos los que hayan votado a un corrupto (y joder, no sé en Valencia, pero en Mandril todo el mundo sabe quién es Espe y su pandilla, así que nada de decir después que vaya sorpresa) deberían acompañarlo a la cárcel. Y sí, la primera parte sería que algún corrupto fuera a la cárcel. O directamente fusilado, como en China.

Segundo: si no quieres eurocaldo, toma 7 eurotazas. Porque la mayoría de la gente pasa de ir a votar porque el europarlamento es una mierda. Bueno, pues ahora un parlamento lleno de conservadores británicos (que es como llaman allí a los nazis que piensan que Democracia Nacional es un atajo de rojos) y amigos de Sarkozy y otras lindezas por el estilo. Así que ahora va a ser la mierda definitiva. Joder, comparado con eso, los del PP español son casi entrañables, y los del PSOE quedan hasta bien. En fin, como siempre tenemos la culpa de lo que nos pase.

Tercero: ¿Cómo que tenemos la culpa, si son los demás los que han votado así? Pues como diría el camarada Stalin, porque era nuestra obligación convencerlos de votar algo con sentido, y suerte tenemos de que no se nos fusile por semejante fracaso. En su defecto, un fusilamiento en masa de ingleses, gente que pasa misteriosamente del despacho de Honecker al de Kohl y demás gente de mal vivir no estaría mal. A mí me devolvería la confianza en Europa. Y, ey Europa, no tienes tantos amigos como para permitirte pasar sin mí.

Cuarto: Si la corrupción mola, Berlusconi ES el jodido amo. Y el pueblo italiano lo sabe. Una nación de la que se podrán decir muchas cosas, pero nadie les puede acusar de falta de estilo y sentido del espectáculo. Y efectivamente, los italianos, conscientes del pitorreo que es nuestra memocracia, han decidido reafirmarse en su crapulencia total, eligiendo como presidente al más crápula entre los crápulas. ¿Creen realmente todos los italianos, como hacemos aquí, que lo bueno de la corrupción es que algo nos tocará? Lo dudo mucho. Más bien, Berlusconi es un showman, un tipo enorme, capaz de dar tanto espectáculo como Primo de Rivera cuando abofeteaba mujeres en sus discursos, su majestad Juancar I en sus históricas farras, esas que para la prensa nunca han sucedido, o Pocholo Martínez Bordiú, que como todos saben, es firme candidato de Nos para suceder al actual jefe del estado (quien a su vez heredó el cargo de Franco, un tipo sosaina donde los hubiera, que se divertía haciendo cosas como... pescar ?!?! y era capaz de hacer que hasta las gafas de sol de mafioso parecieran aburridas). Efectivamente, tener a Berlusconi de presidente hace que tu país sea como la famosa fiesta del anuncio de Roberto Cavalli. Sólo por eso ya vale la pena.



Y además, sus modelos puede que sean tontas, pero difícilmente llegarán a la mezcla de estupidez y mala leche de los putos facciosos ingleses. ¡Ah si los tercios hubieran conseguido llegar a Londres, cuántos males nos hubiéramos ahorrado!



Y con ustedes, los resultados de la última encuesta:

A la pregunta, "¿Por qué mola más Europa?", los encuestados, con una participación digna de unos comicios europeos, han decidido:
Porque te puede tocar una moneda sin la cara de Juáncar: 16,6%
Por el programa Orgasmus: 16,6%
Porque podemos ver que a ratos toda Europa es tan bananera como nosotros: 66,6%